Los peores gazapos de la industria de Hollywood

¿Sabía que James Stewart llevó el mismo sombrero de vaquero en todas sus películas? ¿Que Indiana Jones se llama así por el perro de George Lucas? ¿ Que en Excalibur aparece un caballero medieval fumando un pitillo? ‘La noche de ‘ se nutre de un servicio de documentación en Madrid. Internet, libros, revistas y el archivo de imágenes de ETB se ponen al servicio de un equipo de periodistas que exprimen cada semana su cinefilia, por algo Erauskin llegó al programa tras demostrar su sapiencia en un concurso presentado por Linares.

Algunas anécdotas

Errol Flynn estudió en los mejores colegios de Londres y París, y de todos fue expulsado. Fue buscador de oro, contrabandista de diamantes y policía antes de que Hollywood le convirtiera en héroe. Se casó tres veces y fue acusado en seis ocasiones de violación. Enterrado con seis botellas de whisky en su ataúd, corroído por el alcohol y la morfina, Marilyn Monroe confirma una de sus más conocidas habilidades en fiestas mundanas: tocar el piano con el pene. Si Johnny Weissmuller murió a los ochenta años en Acapulco aterrorizando a las enfermeras con el grito de Tarzán, Bela Lugosi pidió ser enterrado con el traje y la capa del conde Drácula. Son hitos del ‘gossip’ (cotilleo en el argot de Hollywood), tan ciertos como el lucrativo contrato firmado por Buster Keaton en los años veinte que le prohibía reírse en sus películas. Fuera de la pantalla tampoco tenía motivos para sonreír: vivió un divorcio ruinoso, la bancarrota, el alcoholismo y una depresión. Salió de un manicomio para irse a vivir a una caravana.

Gazapos

Los fans de Star Wars han escudriñado con ahínco cada fotograma de la saga hasta confeccionar un catálogo de errores: que si el Halcón Milenario tiene cuatro ventanales en un plano y tres en el siguiente, que si los soldados imperiales se abren la cabeza contra el dintel de una puerta, que si Han Solo tiene las manos esposadas cuando le congelan para separarlas un minuto después Disculpables fallos de raccord (continuidad) con los que el vídeo no tiene piedad.

¿Qué importa si los cocodrilos de Indiana Jones y el templo maldito sólo viven en Sudamérica si la acción transcurre en Asia? El cine es ficción, y por eso Robin Williams, profesor en ‘El club de los poetas muertos’, puede imitar a Marlon Brando en El padrino. A pesar de que algún tiquismiquis recuerde que sus alumnos viven en los años 50, y el filme de Copola se estrenó en 1972.

En Gladiator, Russell Crowe mide el tiempo en horas, a pesar de que en la Antigua Roma desconocían ese concepto. Más delito tiene Cristobal Colón: el descubrimiento, repleta de errores históricos, a pesar de estar asesorada por dos historiadores de la Sociedad Estatal Quinto Centenario: Colón casi liga con la reina Isabel en cinco minutos cuando en realidad tardó seis años en convencerla del viaje, desembarca en Huelva en vez de en Lisboa.

fuente:http://wwww.lavozdegalicia.es

Anuncios

0 Responses to “Los peores gazapos de la industria de Hollywood”



  1. Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s





A %d blogueros les gusta esto: